Protegerse de los contaminantes por medio de la purificación para la regeneración del aire puro

En anteriores artículos hablamos de los efectos nocivos de la contaminación en el feto de la mujer, y

Daños del arsenico al medio ambiente

Daños del arsenico al medio ambiente

cómo diversos estudios científicos han venido a corroborar dicha situación tan alarmante. Desgraciadamente, esta problemática se presenta en cualquier tipo de entorno, ya no es exclusivo de los ambientes industriales, o áreas similares, y es que la polución atmosférica se puede apreciar en cualquier punto de la ciudad, en mayor o menor medida, y nuestro propio hogar no está exento de eso.

Ya no es simplemente usar los purificadores de aire, o las plantas purificadoras, esto va más allá. Implica un compromiso individual, luego grupal, para que eso se proyecte a nivel regional y mundial. Es una cultura de la higiene, es el respeto por el uso de los plásticos, es el uso óptimo del automóvil, y no tan solo para ir a la tiendita que está a tres manzanas; y otros detalles más, que hacen un planeta cada vez más contaminado.

Los contaminantes de todo tipo, de acuerdo a investigaciones concienzudas, hechos por verdaderos

Daños del arsenico en las manos

Daños del arsenico en las manos

expertos en la materia, nos da como resultado un mal congénito, específicamente en los neonatos, y que obviamente también percibe la mujer embarazada. Estos efectos de acuerdo a los estudios, suelen permear en la etapa de desarrollo de la persona y en la adultez se sufrirán tales problemas, y precisamente, un contaminante muy dañino, es el arsénico. He ahí la importancia de respirar un aire puro, por medio de limpieza, no contaminar indiscriminadamente y también hacer uso de plantas purificadoras o sistemas purificadores de aire.

Efectos nocivos del arsénico en la mujer embarazada

En el peor de los casos, y dependiendo de los niveles aspirados, el feto en periodo de gestación podría sufrir un aborto repentino, y de todos modos, si se da el nacimiento de buena forma, existe una

Empresas contaminantes

Empresas contaminantes

posibilidad de que el infante al seguir expuesto a tales contaminantes por largos periodos, afectará de forma invariable su coeficiente intelectual.

Desafortunadamente, existen personas que están más expuestas que otras a contaminantes como el arsénico. Específicamente hablaremos de las mujeres. ¿Cuáles son los lugares o situaciones en la que se exponen al arsénico de forma más regular?

  • Las que viven en lugares circundantes donde se desechan tóxicos o donde se queman cierto tipo de contaminantes, corren riesgos de aspirar el aire nocivo que se genera. Es esencial tener especial cuidado con eso, y tratar de aminorar ese ambiente nocivo, con uso de purificadores naturales o artificiales, así como el uso de extractores especiales para erradicar partículas aéreas dañinas.
  • Las fundiciones. Las mujeres embarazadas que viven cerca de edificios donde funden metales y otros elementos, son susceptibles a aspirar la polución, estrictamente el dañino arsénico. Lo
    Mujeres embarazadas afectadas por el arsenico

    Mujeres embarazadas afectadas por el arsenico

    mismo que en el caso anterior, hay que tener extractores en el hogar, y otros mecanismos de purificación de aire, en lo que hacemos lo posible por encontrar otro lugar donde vivir.

  • ¡Cuidado con los pozos de agua! Es posible que algunos pozos cuenten con arsénico, y más los que están en lugares cerca de depósitos industriales, como los que mencionamos anteriormente.
  • Fertilizantes arsénicos. Estos son comúnmente empleados en los cultivos agrícolas, así que si una mujer embarazada vive en zona rural, hay que tener cuidado con los niveles de arsénico a los que está expuesta.

¿Qué medidas adoptar?

Primero, exigir al gobierno de la localidad, que se dé a la tarea de analizar los suelos y las aguas de las áreas donde se vive, para que descarten las posibilidades de contaminación por arsénico o cadmio.

Es primordial tener una higiene impecable del hogar, y que se remuevan toda clase de polvos y suciedad. Usar extractores podría ser una buena idea, así como purificadores de aire o similares.